Modelo 390: Declaración Anual del IVA en España

El Modelo 390 es una pieza clave para autónomos y empresas que operan bajo el régimen del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) en España. En este artículo, se describirá qué es el Modelo 390, quiénes están obligados a presentarlo, cómo llevar a cabo su presentación y cuáles son los plazos a tener en cuenta.

¿Qué es el Modelo 390?

El Modelo 390 es la declaración resumen anual del IVA en España. A través de este formulario, los contribuyentes consolidan la información relativa a todas las operaciones realizadas a lo largo del año para una visión panorámica de sus actividades económicas y las obligaciones tributarias asociadas.

¿Quiénes deben presentar el Modelo 390?

Están obligados a presentar el Modelo 390 aquellos contribuyentes que hayan realizado actividades empresariales o profesionales sujetas al IVA durante el año fiscal. Esta declaración anual es aplicable tanto a autónomos como a empresas, y es independiente de la modalidad de tributación, ya sea el régimen general o regímenes especiales.

Quiénes no están obligados a presentar el Modelo 390

Es fundamental resaltar que a partir del año 2014, los autónomos cuyas actividades tributen bajo el régimen de módulos y aquellos enfocados en el arrendamiento de bienes inmuebles urbanos están exentos de la obligación de presentar el modelo 390.

Adicionalmente, con la implementación del Suministro Inmediato de Información (SII) a partir del 1 de enero de 2017, las grandes empresas, los grupos de IVA y las empresas registradas en el régimen de devolución mensual de IVA (Redeme) quedan exentos de la presentación del modelo 390. Esto se debe a que la Agencia Tributaria dispone de sus libros de registro del impuesto a través de dicho sistema.

El Modelo 390 para declaración del IVA

¿Cómo se debe presentar el Modelo 390?

La presentación del Modelo 390 se realiza de forma exclusivamente telemática a través de la sede electrónica de la Agencia Tributaria. Los contribuyentes deben acceder a la plataforma utilizando certificado digital, DNI electrónico o Cl@ve PIN, lo que garantiza la seguridad y confidencialidad de la información.

Presentación y cumplimentación del Modelo 390 de IVA

La presentación del modelo 390, así como su cumplimentación, se realiza mediante certificado electrónico personal o a terceros, o a través de clave PIN, de forma telemática en la Sede Electrónica de Hacienda.

Para formalizar el modelo 390, es fundamental haber hecho una cumplimentación precisa de las liquidaciones trimestrales del modelo 303, lo cual facilitará significativamente la tarea.

Para llevar a cabo esta tarea de manera efectiva, el autónomo debe contar con la siguiente información y organizarla de la siguiente manera:

  1. Valores entre la base imponible y el valor de la cuota de IVA.
  2. Tasa impositiva del IVA: 4%, 10% o 21%.
  3. Procedencia de ingreso o gasto, sea nacional, intracomunitaria o extracomunitaria.
  4. Diferenciación entre gastos e inversión en bienes. Debe tenerse en cuenta que si la inversión es inferior a 600 euros se la incluye dentro de los gastos.

 

La precisión en la organización y presentación de esta información contribuirá a una declaración anual del IVA coherente y conforme a los requisitos establecidos por la Agencia Tributaria.

Pasos para la presentación

  1. Acceso a la Sede Electrónica: Ingrese a la sede electrónica de la Agencia Tributaria (www.agenciatributaria.es) y seleccione la opción correspondiente al Modelo 390.
  2. Cumplimentación del Formulario: Rellene el formulario con la información detallada de las operaciones realizadas a lo largo del año. Esto incluye tanto las ventas como las compras, con sus respectivas bases imponibles y tipos impositivos.
  3. Verificación y Confirmación: Revise detenidamente la información proporcionada para asegurarse de su exactitud. Una vez verificado, confirme la presentación.
  4. Recepción del NIF: El sistema generará un número identificativo (NIF) para la declaración presentada, el cual deberá conservarse como comprobante de la presentación.

 

Plazos para la presentación del Modelo 390

La fecha límite para la presentación del Modelo 390 es el 30 de enero del año siguiente al que corresponde la declaración. Este plazo es crucial para evitar sanciones por presentación fuera de término y garantizar el cumplimiento normativo. Como para cada uno de estos casos, la asesoría de un gestor tributario ayudará a no cometer errores en la presentación de este modelo.

Conclusión

El Modelo 390 representa una instantánea anual de las transacciones sujetas al IVA realizadas por autónomos y empresas en España. La presentación telemática, aunque obligatoria, simplifica el proceso y agiliza la confirmación de la recepción por parte de la Agencia Tributaria. Cumplir con los plazos establecidos y proporcionar información precisa son pasos fundamentales para mantener la transparencia fiscal y evitar posibles inconvenientes con las autoridades tributarias.

Artículos recientes

¿Tiene alguna pregunta?

(+34) 629 942 614

info@apfconsultores.es